Saturnino Pacios

EL ABUELO SATURNINO. MEMORIAS.

04pPastor, de niño, en los campos de su Bierzo natal; carpintero en su juventud; comerciante próspero y constructor, ya de adulto, Saturnino Pacios es un exponente claro de lo que suele denominarse “un hombre hecho a sí mismo”.

No pudo completar los estudios que tanto hubiera querido continuar, pero su empuje, su esfuerzo y su amor al trabajo, le auparon a una posición más que confortable.

Aunque de todos sus logros en la vida, él resalta estos dos: “construí un pajar siendo apenas un crío; y le di estudios universitarios a mis tres hijos”.

Estas páginas encierran un pequeño resumen de su trayectoria personal y la de su mujer, Pepita, sin ánimo de marcar un punto final.